Este verano tuve el privilegio de disfrutar por segunda vez (después de dos años) una semana en la Comunidad de Taizé (http://www.taize.fr) y, a pesar de que la primera vez ya fue impactante sumergirme en su entorno, la experiencia de este año fue soberbia. En la primera ocasión estuvimos en Olinda como familia dado que nuestra hija pequeña no había cumplido los 15 años todavía y esta vez, ya cruzada esa barrera y teniendo a los dos hijos en el equipo de jóvenes, pudimos asistir como adultos y vivir otras experiencias de convivencia e intercambio de perspectivas con otros adultos de diferentes ramas del Cristianismo (católicos, protestantes, luteranos, evangelistas,…)

No voy a entrar en ese detalle por alejarse del tema del post además de ser bastante personal.

Ya en la primera ocasión me sorprendió gratamente ver la exquisita organización de los Hermanos de Taizé gestionando un entorno como es la comunidad de Taizé donde cada semana se reciben a más de 3000 peregrinos (con picos de 7000 y valles de 600) a los que hay que dar alojamiento, comida, ofrecer actividades para trabajo en equipo, talleres de conocimiento,  etc..Intenté contactar con el Hermano responsable de toda la gestión pero no tuve suerte.

Read More →

Hace unos meses tuve la ocasión de leer un artículo de David Whitford en la revista digital Inc en relación a una familia de emprendedores americanos: los Walker. Su lectura me impresionó mucho, tanto es así que decidí reflexionar en mi blog acerca de ello. El articulo comienza: “Bob Walker runs more than just a Business. It’s a Mission, a Christian Mission, but there’s no entry for spiritual assets on a Balance SHeet. In a world that feels increasingly secular, where does the religious entrepreneur fit in?
monk-555391_640

Read More →